Cómo hacer voluntariados sin pagar a agencias

Los voluntariados en el extranjero son una idea que seduce a más y más jóvenes cada vez. ¿Y cómo iba a ser de otra manera? Que te den alojamiento y te apoyen mientras vives una experiencia de aprendizaje en otro país es el sueño de cualquiera que desee expandir su cultura y crear un cambio en el mundo.

Ya sea que tu sueño sea iniciarte en el medio del turismo, visitar una localidad que siempre has querido conocer o colaborar en el rescate de una comunidad en peligro, los voluntariados son la mejor forma de viajar y aprender.

Ahora bien, con tantas ventajas culturales, uno creería que para un viajero que desee hacer voluntariado en el extranjero la cuestión no es más que tomar su pasaporte y vivir la experiencia sin más. Sin dudas, sin inconvenientes. Pero lamentablemente esto no es así.

Con el auge del voluntariado en nuestro mundo cada vez más conectado entre sí, muchas empresas han visto en ello una oportunidad de negocio. Como si un voluntariado fuera un paquete turístico sin relevancia, por el cual se puede cobrar de más a los voluntarios.

Lo he pensado bastante y es una de las razones que más me frenaban al momento de lanzarme a la aventura. Y es por eso que el modelo de WorldPackers vino a rescatarme: con esta plataforma importa lo que aportes y no debes pagar más de lo necesario para ti. Si gustas, continúa leyendo y aquí te explicaré qué es y qué no es un voluntariado, y cómo puedes conseguir tu primer voluntariado sin pagar a agencias de viajes.

¿Qué es un voluntariado y qué no lo es?

Es mucho lo que ya hemos hablado al respecto de este tema, pero es que no está de más recordarlo porque en ellos radica el problema de muchos voluntarios que tienen expectativas muy altas, o de muchas agencias que quieren cobrar de más: hay que definir qué es realmente un voluntariado internacional.

La raíz del asunto es que para un voluntariado internacional, como es obvio, debes viajar a otro país a prestar tus habilidades al servicio de alguien. Viajar y colaborar: con estos dos verbos, algunos ven el voluntariado como una cuestión de turismo excéntrico o como un trabajo en el extranjero sin más. Y no es ni lo uno ni lo otro, sino una mezcla de ambos de la que resulta algo distinto y provechoso.

Hagámoslo un poco más simple y centrémonos no en el contexto sino en la palabra en sí misma. Un voluntario es alguien que hace algo por voluntad propia. Así, entendemos que el voluntario no espera obtener un beneficio económico adicional, sino un trato justo por el servicio que presta. Es decir que, si estás cobrando por lo que haces, ya no estás haciendo un voluntariado.

Pero la cuestión no termina aquí. Los voluntariados por lo general son hechos por personas jóvenes que quieren ver el mundo y contribuir antes de establecerse en su vida personal o laboral. Por tanto, no es gente dispuesta a hacer un viaje pagando. Es por eso que normalmente se retribuye al voluntariado con hospedaje.

voluntariados sin pagar

¿Por qué hay organizaciones que cobran por un voluntariado y otras que no?

Imagina que has decidido hacer un cambio positivo en el mundo y te has animado a crear una ONG para rescatar la fauna marina de tu país. Mucho de tu tiempo y tu dinero se van en eso. Reduces tus gastos personales para financiar la indumentaria y logística necesaria. Entonces, claro, tu proyecto crece y necesitas colaboradores.

En estos casos, si alguien se ofrece como «voluntario», qué harías: ¿le pagarías un boleto de avión y hospedaje, o preferirías usar ese dinero para ayudar directamente a los animales que rescatas? La respuesta es obvia, y es la misma razón por la cual muchas ONG piden una cuota de colaboración mínima a quienes desean ayudar (ropa, enseres de trabajo y alojamiento cuestan) o que al menos cubran sus gastos de viaje, alimentación y hospedaje (o a veces ni siquiera hospedaje).

La cosa es distinta cuando hablamos de un voluntariado estilo work exchange, donde ayudas a empresas. Las empresas como hostales o restaurantes, aunque modestas, pueden sobrevivir por sí mismas, y es por eso que muchas oportunidades de voluntariado que ellas ofrecen incluyen hospedaje y, en algunos casos, algo de alimentación básica. Pero los horarios son tan flexibles y las opciones tan atractivas, que es imposible llamar trabajo a este tipo de voluntariado.

voluntariados en playa

¿Cómo conseguir voluntariados sin pagar a agencias?

Así las cosas, es fácil entender que hay voluntariados por los cuales se cobra una cuota de admisión y otros por los cuales simplemente debes pagar tu boleto de avión y gastos personales. Los hay de todo tipo y el objetivo es buscar entre las muchas opciones uno que se adapte a lo que quieres lograr. Recuerda, un voluntariado sin metas claras no es igual de provechoso para ti.

Pero algo que debemos tener claro es que nuestras ganas de viajar de esta forma no nos deben mover a pagar de más por conseguir opciones de voluntariados atractivas. Actualmente hay agencias que cobran paquetes de estilo turístico por voluntariados. Sus cuotas de afiliación son altas y no ofrecen mayores seguridades o información sobre los destinos.

La ventaja de una web como WorldPackers es que nos ofrece a los viajeros una aproximación totalmente distinta. El proceso de afiliación a la plataforma es bastante sencillo, y una vez dentro te puedes presentar a cuantas opciones de voluntariado anuales quieras, contando con la información completa y real de lo que te espera en tu destino.

A través de plataformas de este tipo son los voluntarios y los huéspedes quienes tienen el control. La web es un mero intermediario, y somos nosotros quienes creamos el acuerdo sin gastar más de lo que consideramos justo en cada ocasión. Piénsalo de esta forma: con un voluntariado de este tipo ahorrarás demasiado en un viaje que, de otra forma, quizá ni siquiera lograrías hacer, y todo bajo tus propios términos.

voluntariados en africa

Las mejores opciones de voluntariado sin pagar a agencias de viaje

Para la mayoría de nosotros, viajar por tres meses a una región alejada es poco menos que imposible. Podemos cubrir un boleto de avión y nuestra alimentación diaria, pero qué decir de los alojamientos que suelen ser tan costosos y poco satisfactorios. Si alguna vez te has topado en esta situación, seguro que has contemplado la posibilidad de un voluntariado.

Los voluntariados son la mejor forma de viajar sin pagar a una agencia de viajes. Te permiten aprender distintos idiomas, crear lazos verdaderos y prolongar tu estadía en los sitios que quieres conocer de un modo que ni el mejor paquete turístico pago te permitiría lograr.

Pese a todo, hay opciones de voluntariados distintas. Ninguna es mejor que otra, pero si hablamos de ahorrar dinero, hacer una labor valiosa o simplemente conocer sitios que realmente sean de tu agrado, aquí te presentamos algunas de las que consideramos las mejores.

1. Voluntariados en ONG

Los voluntariados en una ONG siempre serán la mejor opción, pues equilibran muy bien la relación costo/aprendizaje. Son una oportunidad estupenda para poner a prueba los conocimientos de tu carrera, hacer contactos profesionales, aportar a otras culturas y nutrirte como persona y profesional.

Como ya hemos dicho, las ONG tienen muchas ventajas y en general no te cobran por participar. Sin embargo, debes tener en cuenta que en la mayoría de ellas (las más pequeñas) tendrás que valerte por ti mismo en materia de alojamiento y comida, y se considerará tu candidatura en función de lo que puedas aportar realmente, así que piensa bien en qué puedes aportar y qué tan vinculado estás con la causa que escogiste.

Las ONG que normalmente acogen mayor cantidad de voluntarios y ofrecen mayores comodidades son las que están vinculadas a proyectos de gran envergadura. Voluntarios de las Naciones Unidas, Unicef, Tostan, América Solidaria o el Servicio Voluntario Europeo son buenas opciones.

Otra ventaja es que algunas de estas ONG, aunque no prestan alojamiento, suelen colaborar en los procesos de visado y vacunación, dependiendo de la relevancia de tu aporte, tiempo de estadía y requisitos del lugar específico al que vas.

voluntariados en sudafrica

2. Ser voluntario en hostales

Es el tipo de voluntariado que más ha ganado fuerza en los últimos años. Los hostales son sitios amigables turísticamente hablando, están llenos de personas de distintas culturas, ofrecen labores y horarios flexibles y por lo general vienen con todas las comodidades que cualquier voluntario necesita.

Esta podría ser la mejor opción si estás planeando hacer tu primer voluntariado en el extranjero. Lo único que piden los huéspedes es puntualidad y diligencia mínimas en tus jornadas, que costees tu transporte al país de destino y que estés abierto a aprender y aportar con tus habilidades.

A cambio, los hostales te darán la posibilidad de vivir en lugares hermosos, con bastante tiempo libre y sin necesidad de gastar. ¿Alguna vez soñaste con quedarte a vivir en el lugar donde vacacionabas? Esta es una opción muy cercana que podrías considerar.

voluntariado en hoteles

3. Trabajar por alojamiento con una familia

¿Te entiendes bien con los niños, las mascotas y los ancianos? ¿Lo tuyo es más el calor de una casa y sentir que estás construyendo un lazo con gente que te va a apreciar como a un miembro más de los suyos? Quizá un voluntariado a cambio de alojamiento con una familia sea una buena opción.

Este tipo de voluntariados suelen ser un poco más complejos al momento de aplicar. No hay nada especial en los procesos de selección ni te van a pedir dinero salvo el que necesites para ti mismo; pero es necesario que tengas referencias de las personas con quienes vas a vivir y ellos de ti, y que se haga un proceso de entrevistas completo.

Las ventajas: las labores suelen ser sencillas, tienes oportunidad de aportar tus conocimientos en la formación de niños si es requerido, tienes tiempo libre y normalmente suelen incluir alojamiento gratuito y al menos una comida principal.

voluntariado en hogares

4. Viajar gratis enseñando un idioma

Dominar más de un idioma siempre es una ventaja en cualquier circunstancia, especialmente en los voluntariados. Pero si tu dominio es realmente bueno y además tienes habilidades pedagógicas, ese solo hecho ya puede ser tu boleto de entrada a otro país.

En distintas partes del mundo, un profesor de idiomas es un perfil bastante apetecible en cuanto a oportunidades de voluntariados se refiere. En África, por ejemplo, es uno de los perfiles más solicitados junto con el de entrenador deportivo, docente o cuidador de animales.

Para optar por este tipo de voluntariados normalmente basta con tener un manejo del idioma a enseñar por encima de 60%. Sin embargo, si realmente quieres destacar, lo mejor es que hayas tomado clases teórico prácticas del idioma del país al que vas y que tengas habilidades pedagógicas comprobadas del idioma que vas a enseñar.

enseñar en voluntariado

5. Trabajar como voluntario en granjas y proyectos ecológicos

Por último, pero no menos importante, quizá no haya una manera más noble de hacer un voluntariado que retribuir a la naturaleza algo de lo que nos da. Un voluntariado en una reserva ecológica, resguardo de la fauna o simplemente un trabajo en una granja puede crear un gran impacto en tu vida.

En WorldPackers ofrecemos voluntariados de impacto ecológico de este tipo. Y es que este es un movimiento que cada vez gana más popularidad. Tenemos además el caso de WWOOF (World Wide Opportunities on Organic Farms), una web que se encarga de contactar con granjas de este tipo.

La verdad sea dicha, el trabajo en el medio ecológico puede ser algo intimidante. El contacto con la naturaleza y dejar atrás por un tiempo las preocupaciones de la vida urbana es una recompensa inmensa, pero es importante que te instruyas bien en las labores que realizarás. Además, debes informarte muy bien sobre cómo es un voluntariado de este tipo realmente, a través de la experiencia de otros voluntarios. Eso te hará un mejor voluntario y podrás intentarlo en tu próximo proyecto.

trabajar como voluntariado en hogares

Voluntariado con Worldpackers + $10 de descuento

En nuestra experiencia recomendamos al 100% a Worldpackers, una de las plataformas de voluntariados más grande y efectiva del mundo.

Acá pueden leer un poco sobre qué es Worldpackers. Y acá aplicar a cualquier voluntariado con un descuento de U$D 10. (La membresía tiene un valor de U$D 49, tiene una duración de un año, y durante ese período de tiempo pueden aplicar a la cantidad de voluntariados que quieran).

Lo que se ofrece en cada uno depende del anfitrión. Algunos ofrecen alojamiento y comida, otros, incluso, la posibilidad de aprender cosas nuevas y hasta hacer tours en el lugar. Lo bueno de todo es que, más allá de tener a disposición miles de opciones alrededor del mundo, siempre hay una persona de la plataforma siguiendo la experiencia y a quien recurrir en caso de cualquier inconveniente.